Entrevista a Virginia Gasull: “Mi novela es un viaje de inmersión en la pasión y en el amor por el vino en todos los sentidos”

virginagasull

Por Carmen Fernández Etreros.

 

Mañana fría de febrero en la que charlamos con una de las escritoras revelación de este año, Viriginia Gasull, autora de In vino veritas. Un thriller muy original en el que la autora mezcla la historia, el vino, el arte, la acción y el erotismo.

Curiosamente Virginia comenzó su actividad profesional en el sector de la arquitectura y después lo dirigió hacia el desarrollo de proyectos relacionados con Internet. Pero su afición por la cultura del vino la llevó también a realizar diferentes cursos de enología y cata, así como visitas a bodegas en las principales regiones vinícolas de Europa.

El vino y la verdad se unen en esta novela que nace del robo de uno de los mosaicos mejor conservados de Europa y del traslado de la inspectora Oteiza, de la Brigada de Patrimonio Histórico de la Policía Judicial,  a una pequeña localidad de Burgos para investigar el caso. Todo cambiará para ella cuando su jefe decide involucrarla en una investigación de gran complejidad: la desaparición de unas valiosas botellas de vino de añadas anteriores a la Segunda Guerra Mundial.

P. ¿De dónde surge la idea de tu novela In vino veritas? ¿En qué te inspiraste?

R. Mi afición por el mundo del vino me llevó a realizar una visita a los Chateaux de Burdeos. Y allí empecé a conocer las historias de los viticultores franceses durante la ocupación alemana en la Segunda Guerra Mundial. Como habían intentado proteger sus vinos del expolio alemán, como habían colaborado con la Resistencia utilizando los viñedos para recibir los lanzamientos de armas y suministros aliados, como habían ocultado y protegido a aviadores aliados derribados… Esa fue la base sobre la que empecé a trabajar.

P. ¿Qué pretendías con esta novela? ¿Qué te parece que puedan decir que es una novela negra?

R. Mi afición por escribir ha estado siempre presente. Pero durante años sólo había escrito pequeños relatos, pequeños momentos inspirados por la vida diaria. Ha estado igual de presente que mi afición por el mundo del vino, por el arte, por el cine, por la lectura. Sólo faltaba encontrar la historia adecuada, y cuando empecé a conocer todas esas historias de los viticultores franceses vi que era la oportunidad de poder fusionar todo en un mismo proyecto: arte, historia, vino… y que podía quedar algo interesante. Y consideré que lo más adecuado era una novela de estructura policial, no un libro histórico o documentalista.

Mi principal pretensión es dar a conocer estas historias pero acercando al lector el mundo del vino; que vaya conociéndolo a la vez que la protagonista.

Al comienzo de la novela, la inspectora Oteiza es una profana en la materia, desconoce totalmente la cultura del vino. Es más, no le gusta el vino, ella mismo lo dice… pero va aprendiendo y descubriéndolo , y no sólo lo que es el vino, a que huele o a que sabe, sino el amor por cultivar la tierra, las cepas, la vendimia, el vínculo que se crea entre las personas al abrir una botella y la disfrutan juntos…. Es un viaje de inmersión en la pasión y en el amor por el vino en todos los sentidos.

Me parece bien que la cataloguen dentro de novela negra, la cual puede tener muchos diferentes subgéneros dentro. In Vino Veritas no entra dentro del tópico habitual de novela sangrienta o basada en crímenes, pero si contiene la estructura de novela policial con alto contenido de suspense y escenas de acción. Tiene también una importante historia romántica, aunque he intentado que fuera una historia “realista”. A veces, leyendo novela negra, echaba de menos más tensión sexual y más profundidad en los sentimientos de los personajes, y me dije, ¿por qué no profundizar en ello en In Vino Veritas?

P. ¿De dónde nace el personaje de la inspectora Anne Oteiza? ¿Te inspiraste en alguien de la vida real?

R. Oteiza tiene ciertas cosas de mí, y muchas otras de muchas mujeres que conozco. En lo bueno y en lo malo. 🙂 He intentado hacer un trabajo muy introspectivo en el personaje de Oteiza. Quería que el lector empatizase con ella desde el primer momento, que pudiese ver a través de las ranuras de ese muro que ha construido alrededor suyo.

Y eso lo he trabajado intentando, primero, meterme psicológicamente dentro del personaje, y después, utilizando la voz de la segunda persona en diversos capítulos de la narración. No es fácil escribir en esta segunda persona, pero es una herramienta excelente para convertir al lector en el protagonista, y que comprenda la carga psicológica y emocional de dicho protagonista.

He viajado a Burdeos, a los Chateaux, me he entrevistado allí con los propietarios de las bodegas… He visitado el Chateau en el que está basado Chateau DeauVille de arriba a abajo, he recorrido la base de Submarinos de Burdeos, las calles del propio Burdeos… Incluso he ido a Belgica, a Gante, a ver el Retablo de la Adoración del Cordero Místico y sus trabajos de restauración.

InvinoveritasP. ¿Cómo te has documentado para la novela y cuánto tiempo has tardado en escribirla?

R. El proceso total me ha llevado aproximadamente año y medio. Soy muy minuciosa con el trabajo de investigación. Si habéis entrado en blog que escribí mientras investigaba para In Vino Veritas (www.virginiagasull.com/blog) (pero entrar después de haber leído el libro, ¡peligro de spoiler!) habréis podido ver que me gusta viajar a todos los escenarios donde ocurre la trama. En el caso de In Vino Veritas he viajado a Madrid en varias ocasiones, quedándome varios días para capturar la atmósfera del barrio donde reside Oteiza, visitando el Ritz donde se realiza la subasta de vinos, el hotel Wellington donde es el primer encuentro de los protagonistas, saliendo a correr al Retiro como hace Oteiza, haciendo en moto el recorrido que ella hace todos los días cuando va y viene del trabajo…

He viajado a Burdeos, a los Chateaux, me he entrevistado allí con los propietarios de las bodegas… He visitado el Chateau en el que está basado Chateau DeauVille de arriba a abajo, he recorrido la base de Submarinos de Burdeos, las calles del propio Burdeos… Incluso he ido a Belgica, a Gante, a ver el Retablo de la Adoración del Cordero Místico y sus trabajos de restauración. Me sirve para después describir correctamente las escenas, las sensaciones vividas por los protagonistas, es como parte del método Stanislavsky aplicado al trabajo teatral, pero en este caso aplicado al trabajo literario.

P. ¿Cuáles son tus planes de futuro como escritora? ¿Piensas seguir escribiendo?

R. Estoy en plena investigación de la siguiente novela, en la cual la inspectora Oteiza seguirá siendo la protagonista. Aún queda mucho que contar sobre ella. En esta novela derriba parte del muro con el que intenta protegerse, pero aún tiene camino por recorrer. Queda mucho por saber de su pasado, y por ver cómo afronta el nuevo futuro que se le presenta.

, , ,

1 thought on “Entrevista a Virginia Gasull: “Mi novela es un viaje de inmersión en la pasión y en el amor por el vino en todos los sentidos”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *