Marzal, Trapiello y Arcas inauguran el curso ‘Lo breve interminable’ en El Escorial

curso-Lo-breve-interminable-lunes

 

El 20 de julio de 2015 se ha presentado en el Escorial el curso Lo breve interminable: el poema, el cuento, el aforismo, el artículo y la canción. La jornada inaugural se ha dedicado al aforismo. Carlos Marzal, director de este curso de verano de la Universidad Complutense de Madrid, ha dado paso tras una breve introducción al escritor Andrés Trapiello.

Trapiello, autor de la obra Salón de pasos perdidos, ha tratado de determinar el lugar en el que te sitúa el aforismo. El buen escritor de aforismos te ubica en un lugar donde nunca has estado y en el que, con suerte, nunca dejarás de estar. El aforismo, por un instante, arroja una luz muy viva sobre algo que no todo el mundo percibe de la misma manera. Trapiello ha analizado también el funcionamiento de los aforismos dentro de su propia obra; según el, actúan como silencios en una pieza musical, se convierten en un pequeño remanso en una obra de mayor extensión. Además, permiten cambiar la visión de las cosas, deben ser como la punta de un iceberg, un comienzo de algo más que un final.

Respecto a la redes sociales y el empuje que han dado al aforismo, Trapiello ha argumentado que el problema es que generan un pensamiento sincopado. Es cierto que, de alguna forma, han puesto en valor esta figura, pero, en palabras del autor las redes sociales son sólo un trino, no hay melodía. Sobre el humor, Trapiello ha destacado que es imprescindible para reflejar la vida y también muy peligroso por su posible caducidad.

Miguel Angel Arcas ha tratado la capacidad del aforismo para generar disenso. Con el aforismo él no pretende decir una verdad, sino provocar al lector. Para él, el humor es un elemento de seducción, un lugar donde se produce el encuentro entre el que escribe y lo que escribe, y el lector. Arcas también ha tratado sobre el componente poético de los aforismos, para él la imagen poética funciona como una estructura del pensamiento. En el aforismo hay un deslumbramiento, un fogonazo, que es el lugar donde se encuentra una nueva realidad. Arcas ha recomendado a varios autores clásicos como Jerzy Lec, Juan Ramón Jiménez, o Lichtenberg, y también a autores contemporáneos como Andrés Neuman, Érica Martínez o Carmen Camacho.

La jornada de tarde ha comenzado con el análisis del tipo de lector que se interesa por los aforismos. Según Arcas, suelen ser lectores literarios cultos y activos. Para él, el aforismo tiene la capacidad de generar elasticidad en el pensamiento. Por último, ambos autores han hablado sobre la inspiración y el proceso creativo en el escritor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: