.

La noche del 21 de agosto de 1986, sin razón aparente, se extinguió toda clase de vida humana y animal en un valle en el noroeste de Camerún. ¿Qué pasó? En un apasionante recorrido, Frank Westerman intenta dilucidar en El valle asesino (Sobre el origen de los mitos) (Siruela) cómo nacen los relatos y cómo las palabras y los hechos se transforman en mitos.

Los cuerpos sin vida de gallinas, babuinos, cebúes y pájaros amanecen desperdigados entre la hierba. Y 1.746 personas, entre hombres, mujeres y niños, han sido sorprendidas por la muerte en sus viviendas, ya sea dormidas o en alguna labor cotidiana, sin rastro alguno de violencia. Las casas y las palmeras están intactas. ¿Qué sucedió?
El valle asesino analiza cada faceta en torno a esta muerte masiva y misteriosa en un poderoso y poliédrico relato, con aires de thriller, que se extiende hasta Islandia y Hawái. Westerman nos sumerge en una intrincada realidad donde coexisten la ciencia y la omnipresente mitología del continente africano para poner al descubierto la verdad desde tres perspectivas tan distintas como válidas.
Frank Westerman (Emmen, Países Bajos , 1964) estudió Ingeniería Agrícola Tropical en la Universidad de Wageningen, Países Bajos. Fue corresponsal de De Volkskrant y NRC Handelsblad en Belgrado y Moscú. Como escritor alcanzó la fama con Ingenieros del alma (Siruela, 2005), después llegaron Ararat (2008) y  El destino de los caballos blancos(2013). Westerman es uno de los autores neerlandeses más conocidos internacionalmente y sus obras se han traducido a cerca de cincuenta idiomas.  El valle asesino ha sido publicado también en francés, italiano, croata, sueco y polaco.  Puedes encontrar más información sobre el autor en su página web.
.