‘Todo lo que no debes hacer cuando seas invisible’ de Ross Welford

Todo lo que no debes hacer cuando seas invisible de Ross Welford. Editorial Edelvives, 2018. 129 x 197 mm., 384 pp., 12,50 €. (+ 12 años) .

Por José R. Cortés Criado.

Ethel Leartherhead es una jovencita con la cara algo desfigurada por culpa del acné juvenil, a la que sus compañeros de colegio llaman “Cara de pizza”; además es muy tímida y algo solitaria.

Vive con su abuela, su madre falleció y de su padre no sabe nada. También tiene una perrita muy simpática y una bisabuela que vive en una residencia de ancianos, cumple los cien años durante el relato.

Pues con esos problemas, la pobre busca remedio a su cara y los encuentra en un doctor chino que le ofrece la solución a sus problemas con unos polvos que volverán su cara resplandeciente y lisa; hizo la compra por internet y cuando quiso saber algo más de la empresa la página daba error.

También le dicen que los rayos ultravioletas son buenos para eliminar el acné y decide comprar una cama de bronceado, en un local cerca de su casa, que está liquidando el mobiliario. Como su presupuesto no le llega, la dueña del local le regala una máquina muy vieja que tiene en desuso para que mejore su aspecto.

Y cierto día que se tomó su brebaje y se metió en la cama de rayos ultravioletas, se durmió, pasó más tiempo del establecido y se despertó siendo una niña invisible.

Y aquí comienzan sus problemas, cómo decírselo a su abuela, cómo ir al colegio, cómo vivir así…, todo son preguntas y las respuestas angustiosas, hasta que poco a poco vuelve a su ser y todo se medio soluciona.

También conoce en clase a un chico nuevo, Boyd, algo extraño, gordo y charlatán, aunque es una fachada para no mostrarse tal como es. En el aula también hay niñas envidiosas, niños malos y algunos con una doble vida, que Ethel se encargará de desvelar, para bien de todos.

Entre sustos en clase, malas caras de compañeros, comentarios jocosos y dudas sobre su verdadera identidad, hacen que la chica vaya madurando y se enfrente a más de un problema, unas veces por querer ayudar, otras porque cree que nunca recuperará su estado natural y…,hasta que descubre quién es, quién fue su madre, quién es su padre y las mentiras que su abuela y su bisabuela idearon para protegerla.

Es una historia amena, escrita en primera persona por la protagonista en forma de diario personal que con un léxico adecuado a su edad y muchas reflexiones consigue superar sus dos problemas, siendo más difícil el encajar en su nueva identidad; pero en su proceso evolutivo consigue hacer un buen amigo en el cole, Boyd y encontrar un poco de paz en su nueva vida.

Seguro que gustará a los adolescentes que siempre andan en busca de su verdadera identidad, y se sentirán identificados en muchos de los problemas cotidianos de la jovencita Ethel.

La frescura de la historia, el humor que destilan las páginas y la búsqueda de la verdadera identidad hacen de esta novela un buen ejemplo para que los lectores se miren en el espejo de otra manera.

Print Friendly, PDF & Email
,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *