Cuida también a tus mascotas cuando llega el frío

Nuestras mascotas también pasan frío. Recuerda que si tú tienes frío, ellas también lo sufren. Si no quieres que tu mascota enferme en invierno, debes tomar algunas precauciones para que no se enfríe. ¡No te olvides!

Cuidado con los espacios al aire libre

Aunque la mayoría de nuestras mascotas están cubiertas de pelo o plumas, pueden sufrir mucho y enfermar con el frío. Por eso debes intentar que no pase mucho frío si se queda mucho tiempo en el jardín o en el patio de la casa. Limita las salidas al campo en la época de invierno.

Lo mejor es que entre en la vivienda o en alguna zona cerrada al menos durante la noche cuando las temperaturas son más bajas. Todas las mascotas deben tener un lugar seco, abrigado y protegido de la lluvia, la nieve o el viento. Piensa que además se sentirá mucho más acompañado…

Un poco más de comida

En los meses de invierno nuestra mascota necesitará un poco más de alimento. Recuerda que el frío logra que gasten más energía. Para mantener la temperatura corporal las mascotas como los humanos necesitan un mayor consumo de calorías. Intenta aumentar las raciones diarias de comida de tu mascota. Pero no les des comida que no es la habitual porque podrás perjudicar a su sistema digestivo y a la larga a su salud.

Si nuestra mascota es un poco sedentaria, no hace mucho ejercicio y pasa la mayoría del tiempo dentro de la casa, ten cuidado con no alimentarles en exceso. Los animales pueden generar sobrepeso y esto podrá causarles enfermedades cardíacas. Lo mejor es no aumentar mucho en este caso las raciones.

Cuidado con su cuerpo

El frío suele perjudicar a nuestras mascotas en sus orejas, colas y patas. Los animales sufren el frío en sus patas al caminar. En la actualidad puedes adquirir abrigos y capas especialmente diseñados para cada tipo de mascota y en distintos tamaños. Puedes encontrar estos productos para equiparles para el invierno en tiendas online especializadas en animales como Housepet. Además te aconsejarán sobre la mejor alimentación para tu mascota en invierno y otros cuidados que son necesarios.

Limitar la higiene

Se recomienda reducir durante el invierno los baños a las mascotas. La razón es que lavar a nuestras mascotas demasiado puede tener como consecuencia que se eliminen los aceites esenciales de su piel. Esto puede secar su piel y debilitarla. Incluso puede ser la causa de algunas alergias. Para los meses de frío lo mejor es no cortarles es pelo para que les proteja y si es de esos perros que lo necesitan recortarlo solo un poco. Una buena idea es llevar a nuestra mascota a un centro especializado al menos una vez al mes para que lo laven y lo sequen bien.

Por último, os recomendamos que ante el primer síntoma de enfriamiento llevéis a vuestra mascota al veterinario. Como les ocurre a los humanos, cualquier pequeño constipado se puede convertir en un problema mayor. No lo olvides y cuida de tu mascota también en invierno.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: