Así será la educación en el futuro. Desde 2020 a 2030

Educación online

 

La educación del futuro estará marcada por una orientación individualizada a través de videollamadas y del uso de herramientas que acompañarán al estudiante en todo el proceso de aprendizaje.

El estudiante podrá asistir a clase o encontrar orientación académica como un buscador de grados universitarios online, realizar un tour virtual de la universidad… Además de estar en contacto con orientadores y profesores a través de Internet.

Lo estamos viviendo en la actualidad, y se ha visto potenciado por la crisis sanitaria que estamos atravesando.

Los sistemas educativos de todo el mundo sufren grandes modificaciones que continuarán durante los próximos años y estarán marcados por una revolución tecnológica educativa.

La educación híbrida se presenta como la opción que marcará el año 2020.

¿Qué significa esto?

Pues que los estudiantes van a alternar sus clases tradicionales, en las cuales, la conversación y contacto es una constante, con una enseñanza virtual, es decir, utilizando las tecnologías para mejorar la forma en que el conocimiento es transmitido y adquirido.

En los próximos años, Internet convertirá las universidades en «entornos interactivos» que cambiarán la manera en la que un día nosotros estudiamos.

Esto dará como resultado un cambio en el entorno, habilidades y forma de ser de los futuros estudiantes.

En la universidad del futuro, las clases magistrales desaparecerán y la labor del profesor/a se centrará en guiar al estudiante a través de su propio proceso de aprendizaje.

La enseñanza será mucho más personalizada gracias a las nuevas tecnologías, con la creación de hologramas o la adaptación de clases al horario de cada estudiante.

Internet será la principal fuente del saber, ¿dónde acude un estudiante cuando necesita realizar un proyecto y requiere de información? Sí, a Google.

El inglés tomará las aulas de todas las universidades, y se consolidará como la lengua global de la enseñanza.

La educación estará presente en todas las etapas, este nuevo escenario requiere que el alumno tenga un aprendizaje permanente a lo largo de todo su futuro profesional.

Y es que en todos los sectores se han producido en los últimos años grandes cambios gracias a la tecnología y a los cambios culturales, y el sector Educación no ha sido diferente.

Educación onlineLa globalización y los lugares de trabajo virtuales ejercerán un papel cada vez mayor en el ámbito educativo.

¿Imaginas las reuniones de trabajo o clases virtuales con avatares mediante realidad virtual?

Esto ya es un hecho con algunas herramientas y plataformas existentes.

Cuando hablamos de herramientas surge la pregunta, ¿qué herramientas y tecnologías van a ser las dominantes en las clases de las universidades en estos años?

Podemos conocer cuáles son los proyectos y tecnologías en los que las grandes empresas están invirtiendo y que lleva a predecir, formarán el futuro de la educación, y ellas incluyen:

  • Machine Learning: inteligencia artificial que dota a las máquinas de la habilidad de “aprender” a partir del análisis de datos.
  • Gamificación: técnica de aprendizaje que traslada la mecánica de los juegos al ámbito educativo-profesional con el fin de conseguir mejores resultados.
  • Realidad virtual y aumentada: aumenta el compromiso, ya que el usuario tiene la experiencia de la vida real a través del mundo virtual.
  • Formación a media: Se adapta a los contenidos que necesita mejorar el alumno, lo que proporciona total flexibilidad de horarios, calendarios y lugares en los que se imparte la formación.
  • Aprendizaje práctico y colaborativo: mayor énfasis en la relación del instructor con el alumno, enfocándose en la interacción.
  • Aprendizaje por comportamiento: lo más importante no serán los títulos obtenidos, sino el interés por el aprendizaje.

Toda esto, afecta por supuesto al profesorado, el cual tendrá una formación muy diferente a la actual.

Hoy en día, la transformación va más rápida que nosotros, por lo tanto, en la actualidad los docentes deben crear contenidos que a los alumnos les sea fácil seguir.

Así que no queda otra que avanzar con la tecnología y aprovechar todas las ventajas que esta nos proporciona, para generar una educación de calidad para nuestros futuros estudiantes.

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: