CentroCentro Cibeles presentará la Colección Abelló

??????????????????
Amedeo Modigliani (1884-1920). El violonchelista 1909

Ayer por la mañana se presentó en CentroCentro Cibeles la que está destinada a ser la gran exposición de la temporada en Madrid, la Colección Abelló. El acto ha contado con la presencia del director del centro, José Tono Martínez, el comisario de la exposición, Felipe Garín Llombart, el director del proyecto expositivo, Enrique Gutiérrez de Calderón y Francisco Bocanegra, arquitecto responsable de la museografía del proyecto.

Organizada y producida por CentroCentro Cibeles, dentro de la serie “Mecenazgo al servicio del arte”, la muestra abre al público el próximo jueves, 2 de octubre, y se podrá visitar hasta el 1 de marzo de 2015. Está patrocinada por Mastercard Priceless Madrid.

“Se trata de una oportunidad única para asomarnos a una de las colecciones privadas de arte más importantes del mundo, y de un ambicioso proyecto que consolida a CentroCentro como referencia dentro del Paseo del Arte”, ha explicado el director, Tono Martínez, quien ha querido agradecer a Juan Abelló y Anna Gamazo su generosidad al ceder las obras para esta muestra sin interés económico alguno. “El mecenas es uno de los mejores ejemplos de buena práctica ciudadana y debemos reconocer el esfuerzo que realizan, de tiempo y recursos, para preservar una parte tan importante de nuestro patrimonio”, ha señalado Martínez.

El matrimonio Abelló destinará los posibles beneficios que le correspondan a Caritas Madrid.

Una de las colecciones privadas más importantes del mundo

Comisariada por Felipe Garín Llombart, ex-director del Museo del Prado, la muestra presenta al público una selección de cerca de 160 piezas de la colección de Juan Abelló, una de las colecciones privadas de arte más importantes del mundo. Un valioso grupo de obras que nunca antes se había exhibido en público de manera conjunta en un mismo espacio expositivo.

Como ha explicado el comisario, “al recorrer la exposición el visitante podrá ser testigo de la pasión por el arte y la historia de sus propietarios quienes, a lo largo de las últimas décadas han llevado a cabo una importante labor de recuperación de obras para el patrimonio español. Entre ellas, obras singulares de autores españoles como el Salvator Mundi entre san Pedro y san Juan, de Fernando Yáñez de la Almedina; El olfato, de Ribera;La familia de la Virgen, de Zurbarán; o El joven gallero, de Murillo”.

La Colección ha sido, además, pionera en interesarse por la producción de artistas con muy pocas obras presentes en España, desde los vedutistas Canaletto o Guardi, hasta Francis Bacon y otros pintores clave de las vanguardias históricas.

Este carácter precursor define otra de las características de esta colección, la predilección por la obra sobre papel, considerada en España hasta fechas recientes como menor. Como explica el comisario, “desde Francisco Pacheco, Pedro de Campaña o Bartolomé Murillo, con la adquisición del llamado Álbum Alcubierre, hasta el importante conjunto de Picasso, Van Gogh, Schiele o Bacon, entre otros, la exposición permite un recorrido singular de los dibujos paralelo al de las pinturas”.

Un recorrido por cinco siglos de arte, del siglo XV al siglo XX

La exposición realiza un recorrido por cinco siglos de arte, del siglo XV hasta mediados del siglo XX, con piezas de pintura, escultura y dibujo de algunos de los principales artistas nacionales e internacionales de la historia.

La muestra arranca con un homenaje a El Greco en el cuarto centenario de su fallecimiento, con la obra Estigmatización de San Francisco.

A continuación, la primera sala Madrid, Villa y Corte representa un homenaje a Madrid, con lienzos, en su mayoría de gran tamaño, que reflejan escenas de la capital desde el siglo XVII hasta el XIX. En esta introducción a la exposición se pueden ver obras de escuela madrileña del siglo XVII, así como obras de  Giuseppe Canella —Vista de la Carrera de San Jerónimo y Vista del Paseo del Prado, entre otras—,o La Fuente de la Cibeles, de David Roberts, con las que se produce un guiño realidad-ficción, al encontrarse los lugares y monumentos reales a escasos metros de la propia sala.

La siguiente sala, Del gótico al humanismo, recorre los siglos XV y XVI y presenta obras de Bernardo Serra, Jaume Baço Jacomart, Juan de Flandes, el Maestro de Artés, Pedro Berruguete, y Lucas Cranach, autor particularmente querido por los Abelló, entre otros. Además, esta sala alberga, según el comisario, “uno de los mayores placeres visuales de la exposición”, el Salvator Mundi entre san Pedro y san Juan, de Fernando Yáñez de la Almedina, considerada como una obra maestra.

La tercera sala Cuando el hombre convierte la naturaleza en arte cuenta con obras del siglo XVII, tanto óleos como dibujos, de José de Ribera, Bartolomé Esteban Murillo, Francisco Pacheco o  Francisco de Zurbarán. Asimismo, conformando lo que el comisario califica “un espacio casi mágico” presenta una completa serie de bodegones y floreros, muy apreciada por sus propietarios, de los artistas más representativos y reconocidos del siglo XVII: Miguel de Pret, con una de sus escasas obras firmadas, Bernardo Polo, Juan de Arellano, Pedro Camprobín o Antonio Ponce y su obra maestra Bodegón con jarrón de Talavera con flores, alcachofas y frutas.

Las vedute, Goya y su mundo es el nombre de la cuarta sala, donde el recorrido se adentra en el siglo XVIII. Esta sala alberga, entre otros, piezas magistrales de Canaletto y Guardi, y lienzos de Antonio Joli, que muestran cómo se traslada a Madrid y su entorno el estilo italiano de mediados del setecientos. En palabras de Felipe Garín: “un conjunto  insólito en el coleccionismo español”. Incluye, además, dos retratos particularmente importantes de Goya, de don Martín Miguel de Goicoechea y doña Juana Galarza, sus consuegros, y un dibujo de la esposa del pintor, doña Josefa Bayeu que, como explica el comisario citando a Carducho, refleja cómo “el Dibujo es la perfección del Arte”.

El siglo XIX protagoniza la quinta sala, dedicada al Naturalismo europeo. Cubre un espacio que va desde mediados de siglo hasta los años veinte, con un conjunto ecléctico que cuenta con obras de autores españoles como Mariano Fortuny, Ramón Casas, Hermen Anglada Camarasa, Aureliano de Beruete, Santiago Rusiñol, Joaquín Mir o Joaquín Sorolla, que comparten espacio en absoluta contemporaneidad con Pierre Bonnard, Toulouse-Lautrec –Van Gogh –y Amedeo Modigliani.

La sexta sala, Picasso y sus contemporáneos alberga catorce piezas de Pablo Picasso entre óleos, aguadas, tintas y lápices, presididos por el excepcional  Desnudo sentado.Dialogan con él obras de Braque, Léger, Juan Gris y Matisse, junto con dos obras de su contemporáneo Salvador Dalí, Rostro invisible/Ruinas con cabeza de medusa y paisaje y el dibujo Retrato del padre del artista y su hermana.

La muestra culmina en la séptima sala De Miró a Francis Bacon. Historia y modernidad.

En ella comparten sus dos amplios muros, por un lado, obras del siglo XX de artistas norte-europeos, que ponen de manifiesto el internacionalismo de la colección: Edvard Munch, Gustav Klimt, Vasily Kandinsky, Paul Klee, Kees van Dongen, Egon Schiele y George Grosz. Frente a ellos, una obligada síntesis de la muy extensa nómina de maestros españoles de la abstracción de la segunda mitad del siglo XX, tales como Antoni Tàpies, Pablo Palazuelo o Manolo Millares, sin incluir los artistas vivos.

Finalmente, en los muros restantes, las obras de Joan Miró, referente necesario en el arte español del siglo XX y, frente a ellas, Mark Rothko (Negro, rojo, negro). Como  cierre, las obras maestras de Francis Bacon (1909-1992): una temprana Composición de 1933, elEstudio de un retrato, el tríptico con los Tres estudios de retrato de Peter Beard y el espectacular Tríptico de 1983.

Mecenazgo al servicio del arte

CentroCentro Cibeles, bajo la dirección de José Tono Martínez, desarrolla un modelo CCCB/Tate, que compagina las grandes exposiciones temporales con un  amplio registro de muestras, jornadas, conciertos, simposios, etc., centrado en la ciudad y la ciudadanía, y en áreas como diseño, arquitectura, moda, y fotografía, entre otras. En sólo tres años, se ha convertido en un lugar central de la oferta cultural de la ciudad, siendo la tercera de las instituciones más visitadas en el Paseo del Arte, tras el Museo del Prado y el Reina Sofía.

La Colección Abelló prosigue la serie “Mecenazgo al servicio del arte” con la que, desde 2012, CentroCentro Cibeles pretende acercar al público algunas de las colecciones privadas más relevantes del país. Iniciada con el proyecto El legado Casa de Alba, esta línea expositiva ha presentado también Colección Helga de Alvear. El arte del presente, yColección Masaveu. Del Románico a la Ilustración.

 

Horarios y entradas

La muestra se puede visitar hasta el 1 de marzo de 2015, de martes a domingo, de 10 a 20 horas.

Las entradas tienen un precio de 6 euros, con tarifas reducidas de 4 euros para mayores de 65 años, estudiantes, carnet joven, personas con discapacidad y su acompañante, familias numerosas, y personas en situación de desempleo que así lo acrediten documentalmente. Los grupos de entre 15 y 25 personas tendrán un descuento del 20% sobre la entrada general (4,80€).

La entrada será gratuita para los niños hasta 12 años, y el primer martes de cada mes durante todo el día.

En paralelo a la exposición CentroCentro va a poner en marcha un programa de mediación cultural, con visitas guiadas a la muestra, los martes a las 17.30 horas y sábados, domingos y festivos, a las 12 y 17 horas. Además, se podrán hacer reservas para grupos de hasta 25 personas en diferentes horarios.

Asimismo, dará comienzo un programa especial de visitas dirigido a centros de educación primaria, secundaria y bachillerato, con acceso gratuito a la exposición.

Más información en www.centrocentro.org

1 pensamiento sobre “CentroCentro Cibeles presentará la Colección Abelló

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: