La Literatura Infantil y Juvenil se reafirma como motor de ventas en un mercado en crisis

AnuarioSM2015

 

La Literatura Infantil y Juvenil ha dado un giro positivo durante 2014, tras unos años en los que la crisis económica ha limitado el consumo de las familias españolas, según se desprende del último Anuario Iberoamericano sobre el Libro Infantil y Juvenil 2015, editado por la FundaciónSM.

Frente al desplome continuado que ha sufrido el sector editorial en su totalidad, con un descenso en 2014 del 4% en ejemplares vendidos, el sector de la LIJ continúa como la categoría más resistente y sólida dentro del mercado editorial.

Desde el año 2006, la Fundación SM elabora estapublicación bienal que presenta una panorámica de la realidad del sector en los países de América Latina, además de ofrecer datos sobre el estado de la Literatura Infantil y Juvenil en España, con especial atención a Cataluña, Galicia y País Vasco.

Según datos del Panel del Mercado del Libro en España de la compañía Nielsen, en 2014 se consolida la tendencia, ya cambiante en 2013, de que la LIJ soporta en mayor medida las vicisitudes de una situación económica global adversa, y arrojan por primera vez en cinco años datos favorables que muestran los primeros síntomas de recuperación de la categoría.

Mientras que el total del sector cae un 4% en 2014 con respecto a 2013, la LIJ muestra un crecimiento del 1% en cuanto al número de ejemplares vendidos. Con respecto al comportamiento del mercado del libro en referencia al valor de las ventas obtenidas durante el año 2014, la LIJ vuelve a ser la categoría que muestra signos de mayor fortaleza dentro del sector, con un avance de un 5% respecto a 2013.

IncrementoLIJ

En cuanto a la producción editorial, según datos del estudio del Comercio Interior del Libro de la Federación de Gremios de Editores de España, la Literatura Infantil y Juvenil ha tenido un crecimiento considerable en 2013, con 13.899 títulos editados, un 6,7% más que en el año anterior.

De esta manera, el peso de la literatura infantil y juvenil dentro del catálogo del sector editorial crece, suponiendo en el año 2013 el 23,6%. En cuanto a la evolución del precio, la estrategia para incentivar el consumo ha sido la dajustar y mantenerlos estables. En este sentido, el conjunto del sector ha reducido el precio en un 0,33% (14,2 euros), mientras que la LIJ lo hizo en un 0,60% (9,5€).

“Novedadmanía” y tendencias

Los datos negativos acumulados durante siete años (descenso en las ventas, presupuesto cero para las bibliotecas y aumento de la piratería digital) no han podido con el empuje del sector del libro infantil y juvenil que ha conseguido mantener un buen nivel de edición, unido a iniciativas de promoción de la lectura, cuyo objetivo es la formación de lectores por encima de intereses económicos.

De este modo, las editoriales han ampliado su catálogo a todo tipo de géneros, rompiendo la habitual dicotomía de los últimos años en los que primaba la literatura fantástica y la narrativa de siempre.

Hábitos de lectura

El último barómetro de hábitos de lectura (2012), muestra que un 92% de la población mayor de 14 años ha leído en algún momento, y destaca la lectura de periódicos por encima del resto (80%), seguido de los libros (63%), las revistas (47,6%) y los cómics, con un 13,2%.

Sin embargo, el intervalo que sigue registrando un mayor porcentaje de lectoreses la franja de edad entre los 14 y 24 años con un 97,7%. A partir de 65 años, el porcentaje total de lectores se ha incrementado notablemente pasando de 74,9% en 2011 a un 81% al año siguiente.

Por sexo, las cifras siguen siendo muy parecidas con un ligero margen a favor de los hombres (2,6%) que prefieren leer periódicos y cómics, frente a las mujeres que son mayores lectoras de libros y revistas.
La media de libros que se leen al año ha ascendido a 10,6 títulos, y en cuanto almomento preferido para leer, la mayoría elige hacerlo en su tiempo libre (64,8%), en su casa (97,3%), seguido del transporte público (16,8%), al aire libre (11,9%) y en el trabajo (9,8%).

En cuanto a la lectura en medios digitales, en 2012 se mantuvo el crecimiento con un 58% (5,3% más que en 2011), de los cuales el 55,6% leen en el ordenador, un 12,9% lo hacen en el móvil y un 6,6% a través de e-reader. Los contenidos predilectos siguen siendo las webs, blogs y foros (46,9%) y la mayoría de los usuarios –más del 64%- adquiere los libros digitales de manera gratuita por Internet.

Compra de libros

En referencia a los lugares de compra, las librerías siguen siendo los más habituales (65,8%), seguido de las cadenas de librerías (22,6%), los grandes almacenes (20,3%), hipermercados (12,4%), clubs de lectores (11,4%), y por último ferias del libro y mercadillos (9%).

En cuanto al motivo de compra de libros, un 72,3% sigue haciéndolo por ocio o entretenimiento, seguido en segundo lugar por regalo, con un 15,3%, y por último, a la hora de seleccionar un libro el consumidor sigue teniendo en cuenta de manera fundamental la temática (74,6%), seguida del autor (53,2%), y del consejo de amigos y familiares (44,1%).

Producción editorial en América Latina, Cataluña, Galicia y País Vasco

Los datos analizados en los 19 países de América Latina entre el periodo de 2010 y 2013 reflejan la positiva contribución de la Literatura Infantil y Juvenil a la oferta editorial, al pasar de 10.163 a 14.055 títulos, lo que supone una aportación del 7% más al sector en su conjunto.

La LIJ sigue teniendo una fuerte presencia en papel, y del total de libros en formato digital, el 76% están registrados en cuatro países: México (23%), Brasil (19%), Colombia (18%) y Argentina (16%). En cuanto a los autores, siguen siendo mayoritariamente de origen latinoamericano (45%), aunque hay una creciente incursión de autores extranjeros (21%).

En Cataluña, por su parte, el descenso de ventas sigue afectando a toda la industria del libro, desde los derechos de autor o adelantos por obra, hasta el cierre de algunas de las librerías históricas. Por contra, se han abierto negocios más pequeños con una mayor especialización que ha permitido adaptarse mejor a la demanda y necesidades del lector.

La Literatura Infantil y Juvenil en Galicia se ha mantenido estable entre finales de 2012 y 2014. La edición supuso en 2013 el 30,5% del total con 452.000 ejemplares, y con 4,31 millones de euros (21% de la facturación). El panorama, no obstante, no se presenta muy esperanzador: reducción de fondos destinados para bibliotecas públicas (-64,8%), para la edición de materiales didácticos en lengua gallega (-75%) y la traducción de obras, y cierre de 45 bibliotecas entre 2008 y 2012.

Por último, la crisis ha provocado que la situación de la LIJ en País Vasco sea muy similar a la de la última década y media: no hay apuestas innovadoras ni arriesgadas, colecciones que abran nuevos espacios, temáticas o estilos ni proyectos ambiciosos. Las traducciones, sin embargo, siguen teniendo mucho peso y ferias como la de Durango vislumbran un futuro más esperanzador gracias a la afluencia de público y las ventas.

Puedes descargarlo en el siguiente link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: