La importancia del subtitulado de vídeos para YouTube: Transcripción y Traducción

En los últimos años los vídeos se han convertido en una de las formas expresión preferidas por todos. Por ejemplo, la plataforma Youtube que comenzó con el conocido vídeo de 18 minutos Me at de zoo que grabó el usuario Jawed del recinto de los elefantes hace poco más de 13 años, tiene en la actualidad más de mil millones de usuarios.

Cada día esos usuarios ven también mil millones de horas de vídeos. En la actualidad la compañía tiene versiones locales disponibles en 88 países y en 76 idiomas distintos. La plataforma ha logrado en países como EEUU ser el medio que llega a más personas con edades entre los 18 y 49 años por encima de cualquier cadena de televisión por cable. Y lleva el mismo camino en muchos países de Europa.

Por eso cada día es más necesaria la traducción de los vídeos a otros idiomas e incluso de la subtitulación. Los usuarios quieren entender los vídeos que buscar espontáneamente y se encuentran con una gran dificultad cuando no entienden el idioma. En los últimos ha crecido exponencialmente la necesidad de transcribir y traducir vídeos a texto. Para que tenga la calidad suficiente siempre lo deben hacer traductores que sean nativos bilingües. Incluso deben ser traductores especializados en distintas temáticas: Informática, RRHH, Empresa y Negocio, Ingeniería, Marketing digital y Publicidad…

En este trabajo es fundamental la experiencia en traducción de los vídeos a otros idiomas y subtitulación y que se tenga un sistema de revisión de las traducciones y transcripciones. Se debe garantizar la máxima calidad en las traducciones y transcripciones de vídeos.

Además de la traducción también es fundamental la transcripción. Un servicio, cada vez más solicitado que permite a obtener a partir de un documento escrito el contenido de las locuciones que aparecen en sus archivos de audio o vídeo. Gracias a esta técnica cuando te bajas un vídeo en un idioma extranjero puedes enterarte mejor de los diálogos o puedes aprovechar para mejorar tus conocimientos del idioma en el que hablan. En teoría se puede transcribir cualquier vídeo. Aunque algunos casos muy reducidos, el ruido de fondo, el volumen de la grabación o su calidad hacen imposible interpretar lo escuchado. Se suelen traducir vídeos de conferencias, ponencias, grupos de trabajo, entrevistas o discursos.

Incluso en algunas ocasiones se puede entregar la transcripción de un vídeo en un documento SRT correctamente estructurado para su uso como subtítulos. El formato más utilizado para los subtítulos en la actualidad es el STR y es el que podemos encontrar encontrarás en las páginas más populares de subtitulado. Se puede aplicar sin problema a archivos de vídeo como el AVI, MP4 o MKV.

Con el documento aparecerán los subtítulos en los vídeos sin que se tenga que hacer ningún tipo de edición o manipulación del vídeo en sí. Por ejemplo subtítulos SRT para YouTube que son los más demandados en la actualidad.

Un avance para todos los aficionados a los vídeos de Youtube y de cualquier otra plataforma ya que pueden entender gracias a la traducción y transcripción la lengua original de sus vídeos favoritos.

, , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *