Juegos de construir construcciones

Juegos de construir

El juego es una de las actividades fundamentales en la infancia de nuestros hijos. Gracias a los juegos los más pequeños no solo se divierten, disfrutan y entretienen sino que aprenden todos los días habilidades y destrezas diferentes. Uno de los más beneficiosos y educativos para los niños son los juegos de construcción  y para muchos se convierten en sus favoritos.

Los juegos de construcción pueden utilizarse desde el primer año de vida hasta la adolescencia. Lo único que con la edad habrá que ir variando el tipo de piezas y la dificultad de la construcción. Desde el primer año de edad a los niños les encanta  jugar a construir, apilar, destrozar y volver a empezar. Pocos no disfrutan con este tipo de juegos.

Gracias a estos juegos de construir los más pequeños desarrollan sus habilidades e ingenio para construir castillos, casas, edificios, robots, coches, objetos variados e incluso naves espaciales. Los juegos de construcción son importantes para su desarrollo cognitivo pero también para su desarrollo emocional y social.

Los centros educativos españoles seleccionan los juegos de construcción que mejoran las habilidades motrices en los niños en su etapa infantil.  Además estos juegos favorecen la concentración y  reducen la tensión y el stress de los más pequeños.

El principal beneficio para los niños de los juegos de construcción es que desarrollan la coordinación óculo-manual, una habilidad  necesaria para realizar muchas tareas diarias. Esta destreza les permite ajustar los movimientos que relacionan la mano con un objeto y es imprescindible para realizar muchas actividades.

Los juegos de construir también mejoran la psicomotricidad fina de las manos y los dedos de nuestros hijos que será imprescindible cuando tengan que empezar a escribir. Les ayudará a fortalecen los músculos y a coordinar mejor los movimientos de las manos y los dedos.

También les ayuda a mejorar la concentración y atención tan necesaria para su infancia. Esto es muy importante porque muchos niños en la actualidad suelen tener problemas para mantener la atención en tareas que requieren un esfuerzo extra.

Para los expertos los juegos de construcción también permiten el aprendizaje de conceptos matemáticos básicos y de formas geométricas sencillas. Incluso los niños pueden aprender  leyes físicas como la gravedad o el equilibrio mientras juegan.

Incluso los niños gracias a los juegos de construcción desarrollan habilidades visoespaciales y visoperceptivas. Estas son fundamentales para ubicarnos en cualquier espacio y lograr desenvolvernos en él con normalidad. Nos ayuda a comprender conceptos espaciales como alto-bajo, cerca-lejos, delante-detrás, o cuantitativos como grande-pequeño o lleno-vacio. Unas habilidades que es fundamental que desarrollen durante su infancia.

Además los juegos de construcción logran estimular en los niños las funciones cerebrales de organización y planificación. Los niños aprenden a organizarse a la hora de realizar tareas sencillas y esta habilidad será fundamental para su futuro.

Los juegos de construcción son muy beneficiosos para los niños si se aficionan desde sus primeros años y les ayudarán a desarrollar muchas habilidades físicas y motoras pero también emocionales y sociales. Siempre supondrán un plus en la educación de cualquier niño.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: