Netflix estrena la primera película documental sobre el caso Wanninkhof -Carabantes

Netflix estrena la primera película documental sobre el caso Wanninkhof -Carabantes
Netflix estrena la primera película documental sobre el caso Wanninkhof -Carabantes

El caso Wanninkhof – Carabantes es es la primera película documental que aborda, 20 años después, la revisión del caso Wanninkhof-Carabantes. Una apuesta fílmica desde los múltiples prismas y facetas del caso: judicial, policial, político, mediático, sociológico y de género.

Dirigido por Tània Balló y producido por Brutal Media, el documental llegará a Netflix el próximo 23 de junio tras su paso por el festival de documentales DocsBarcelona que se ha celebrado en la ciudad condal desde el 18 hasta el 30 de mayo.

«Llevo muchos años pensando que esta historia merecía un documental. He trabajado con la distancia del tiempo, desde el máximo respeto y con voluntad crítica y reflexiva. Cuando todo esto ocurrió yo tenía 22. Ahora, 20 años más tarde, aporto una mirada más madura,  y a partir de una narrativa casi cinematográfica, puedo reflexionar también sobre la sociedad. Mis obras anteriores tienen como ejes temáticos la memoria histórica, democrática, … mi intención con esta película es ir un paso más allá y recuperar el espíritu de denuncia social desde la contemporaneidad y la perspectiva de género, que hace 20 años era impensable”, nos ha explicado Tània Balló, directora de El caso Wanninkhof – Carabantes.

Acerca de El caso Wanninkhof – Carabantes

En 1999, la joven Rocío Wanninkhof es asesinada. Dolores Vázquez, ex pareja de su madre, ingresa en prisión sin pruebas sólidas que demuestren su culpabilidad. Influenciada por una  fuerte campaña discriminatoria, la opinión pública española quiere encontrar un culpable. Cuando en 2003 aparece el cuerpo sin vida de otra adolescente, Sonia Carabantes, la policía atrapa al verdadero asesino, pero para entonces la sociedad ya ha pasado página. Una apuesta fílmica que cubre las múltiples perspectivas del caso: judicial, política, mediática y de género.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: