‘Theodosia y las serpientes del caos’ de  R. L. Lafevers

Theodosia y las serpientes del caos
Theodosia y las serpientes del caos

Theodosia y las serpientes del caos de  R. L. Lafevers. Editorial Bambú, 2022. 312 pp., 11,90 € (+ 9 años).

Por José R. Cortés Criado.

 

“¡Solo soy una niña de once años, no un agente secreto! Aunque soy bastante más lista que la mayoría, tengo mis limitaciones.” R. L. Lafevers: Theodosia y las serpientes del caos

Ahora que rememoramos el centenario del descubrimiento de la tumba de Tutankamon, nada mejor para celebrarlo que está novela juvenil que se centra en el antiguo Egipto y en la leyenda del Corazón de Egipto, un amuleto muy especial que pone en peligro a todo el Imperio Británico.

La protagonista del libro es una niña, Theodosia, que pasas muchas horas en el Museo de Leyendas y Antigüedades de Londres, donde trabaja su padre. Theo tiene una capacidad especial que su familia no detecta, es capaz de sentir la fuerza de las maldiciones y la magia negra que poseen muchos de los objetos conservados en este museo.

Además, tiene unos conocimientos de la cultura egipcia que ya quisiéramos más de uno. Es capaz de notar la presencia de cualquier poder negativo y contrarrestar su influjo por medio de amuletos, brebajes o palabras cabalísticas.

Así que cuando su madre regresa de una excavación en Egipto, descubre el enorme problema que se cierne sobre su país y se pone manos a la obra para solucionarlo. Estamos a principios del siglo XX y está en juego el futuro de Inglaterra.

Gracias a sus dotes deductivas, a sus grandes conocimientos históricos y a su valor, esta especie de Indiana Jones en versión niña, logra salvarnos de una maldición de magnitud inimaginable tras sortear múltiples peligros, unos provenientes del pasado y otros muy actuales, pues siempre existen malvados dispuestos a aguarnos las esperanzas.

Lafevers nos muestra una niña con un gran potencial y sabe aunar perfectamente acción y misterio para tenernos atados a esta historia. Su buen hacer como escritora se nota. Tenemos muchas ganas de avanzar en el relato que no pierde interés a lo largo de sus más de trescientas páginas.

Al final nos quedamos con ganas de más. Este personaje es tan singular y tan rico en matices que apetece seguir sus aventuras en sucesivas entregas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: