‘En el huevo’ de Emma Lidia Squillari

 

En el huevo

En el huevo de Emma Lidia Squillari (Texto e ilustraciones). Editorial Kalandraka, 2020. 235 x 285 mm., 40 pp., 15 €, (* 3 años)

Por José R. Cortés Criado.

“Dentro del huevo todo era silencio”. Emma Lidia Squillari: En el huevo.

Original historia con muy poco texto que tiene que ver con un grupo de animales que nacen de un huevo; por eso, la primera lámina que vemos está formada por doce huevos de diferentes tamaño, forma y color. La segunda nos muestra los inquilinos de cada uno de los huevos anteriores.

Le sigue otra en la que sus huéspedes crecen y ya no caben en su interior, por eso miran con asombro. La siguiente nos nuestra a los mismos personajes más apretados en el interior de su habitáculo; ya muestran algo de desesperación. Hasta que salen al exterior y se sorprenden de verse rodeados de otros seres vivos.

Hasta entonces los dibujos ocupan la página derecha, dejando la izquierda para unos breves textos impresos con letras muy grandes. Desde ahora la imagen se extiende a las dos páginas. Todos los recién nacidos están asombrados y pendientes de su entorno.

De todos ellos hay un ser muy largo de color amarillo y manchas sobre su piel que ocupa mucho espacio, más que el cocodrilo, el avestruz, el pingüino, el pato, el pollo, el camaleón, la tortuga, el… Es una señora que no se presentó al llegar, ni saludó ni dijo nada sobre su identidad ni sobre su enorme apetito.

Mientras reflexiona la protagonista, vemos, dibujo tras dibujo, que falta uno de los seres vivos recién nacidos y que el cuerpo de aquella se deforma y cada vez es más enorme, hasta que se queda sola en la lámina y aparece otro ser, que también nace de un huevo y la agarra con sus patas.

Esta historia es bastante divertida y nos tiene intrigados conforme avanzamos en su lectura hasta que vamos comprendiendo lo que ocurre y nos sorprendemos con el final no previsto. Podríamos resumir el mensaje de esta historia con el dicho “cazador cazado”.

Los lectores han de prestar atención al texto y a las imágenes. Primero para descubrir quién habla, pues no se identifica hasta casi finalizado el relato, pero viendo cómo se desarrolla la trama podemos intuirlo; también deducimos lo que sucede si observamos los dibujos y la desaparición de esos reptiles, mamíferos y aves que nacieron al unísono.

Esta divertida historia atrapará a los pequeños lectores desde alguna de sus lecturas, ya sea para contar, observar, comprender la cadena alimenticia o deducir la trama que avanza apoyándose en las palabras y en las imágenes.

Las acuarelas y los lápices de colores dan forma a tan simpático grupo de animales ovíparos que resultan entrañables con sus enormes ojos y sus simpáticas expresiones.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: